Con el blog pasa como con los amigos, los amores o la familia. Están en tu vida pero debes cuidarlos, atenderlos cada día. Dejas pasar aún sabiendo que te esperan. Retomo mi blog después de un breve período de despistes y accidentes para hablar con mayúsculas de la preciosa película de Luca Guadagnino Io sono l,amore, un drama viscontiano que, desde mi punto de vista, ejemplifica a la perfección el credo estético vigente . Con una magistral dirección artística de Francesca di Mottola y una dirección de vestuario sublime de Antonella Cannarozzi, el imaginario de Io sono l,amore es una biblia de estilo que hasta los más duchos en moda deberían consultar, aprender y memorizar. Todo el lenguaje estético necesario para comprender la conceptualización de la moda actual está presente en la película. Es muy triste el que sólo muy poquitos lleguen a entender la esencia de lo bello. Un beso a los que sí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *